Después de un tiempo utilizando mi querido Mac e intentando hace uso de las herramientas propias de Apple, he detectado un problema con el correo electrónico que hace que mis comunicaciones sean peores. El principal problema es que, al utilizar texto con formato, lo que recibe un usuario de outlook en un PC (una parte importante de la población como os podéis imaginar) dista mucho de lo que yo envié. Por ejemplo, Apple Mail usa por defecto Helvética, un tipo de letra que normalmente no está instalado en un PC. Esto hace que el usuario de outlook lo visualice en Times New Roman, que poco tiene que ver con lo que habíamos escrito. Por otro lado, debido al aumento de la resolución de las pantallas, una letra Arial 10 en un Macbook Air del 2010 se ve diminuta. Esto hace que tengamos que utilizar un tamaño mayor para poder ver sin esfuerzo lo que estamos escribiendo. Al hacer esto, el que lo ve en un PC, recibe un correo en una letra con un tamaño considerablemente superior a lo que habíamos pensado nosotros al escribirlo.

Por esto, lo más recomendable, es enviar el mensaje como texto sin formato. Teniendo en cuenta las características de la comunicación por email, esto no es descabellado.
Para ello debemos ir a preferencias>redacción y elegir Formato del mensaje: Texto normal. Esto nos quitará muchos quebraderos de cabeza.