No desvelamos nada nuevo si os decimos que para actualizar el navegador de Google hay que ir a la barra de herramientas y seleccionar la opción “acerca de Google Chrome”, desde aquí el navegador nos mostrará si hay una versión nueva y nos permitirá actualizarnos. Lo que tal vez no conozcáis es que una vez Chrome dejó de ser beta, Google nos dejó la puerta abierta para usar la versión en pruebas más avanzada que la estable, además también existe la versión Dev con las últimas novedades y por supuesto todos los bugs desconocidos de una versión sin probar. Para el que esté interesado, debe bajarse y ejecutar el archivo de este enlace.